RESPECTO DE LA INCONSTITUCIONALIDAD E ILEGALIDAD DE DETERMINADOS ACUERDOS ENTRE DIRECTORES Y CONSEJOS O JUNTAS DE PADRES DE FAMILIA DE UNIDADES EDUCATIVAS CONTRA ESTUDIANTES LGBTI

  • Imprimir

PRONUNCIAMIENTO


 EL COMITÉ NACIONAL CONTRA EL RACISMO Y TODA FORMA DE DISCRIMINACIÓN en  atención al artículo publicado hoy, 06 de diciembre de 2017 en el periódico La Razón, por el cual se informa que:

Cuando las juntas de padres de familia se enteran que un estudiante es gay o lesbiana inmediatamente indican que es un ‘mal ejemplo’ para sus compañeros, por lo que conversan con los directores y transan para que el estudiante deje el establecimiento”.

 

En efecto,  acordaría con los directores de Unidades Educativas y la o el estudiante con orientación o preferencia sexual diferente y con sus padres de familia para apruebe de curso a condición que la gestión venidera cambie de Establecimiento, razón por la que los estudiantes (gays, lesbianas, bisexuales, transexual  e intesexuales) van de colegio en colegio.  Esta tendencia entre estudiantes además generaría bullying homofóbico y discriminación en razón de orientación sexual.  Lo mismo como efecto de las formas de vestir, caminar. 

La información, resultado de una investigación periodística (emprendida por VERÓNICA ZAPANA  en las zonas de San Pedro, Sopocachi, Villa Fátima la zona Sur  en La Paz y Senkata, Villa Adela en El Alto) destaca esos resultados como también que hay entre Directores, profesoras y profesores con orientación sexual distinta (que es más disimulado o reprimido).

Frente a estos acontecimientos  EL COMITÉ NACIONAL CONTRA EL RACISMO Y TODA FORMA DE DISCRIMINACIÓN  emite el presente PRONUNCIAMIENTO, resaltando que ya es de conocimiento público la vigencia plena de la Ley 045, emergente de la Constitución Política del Estado y a la vez el cumplimiento de los Convenios Internacionales que precautelan los DD.HH. y censuran toda forma de discriminación, intolerancia sobre la materia.   Lo cual se positiviza en disposición  legal que previene y sanciona toda forma de racismo, discriminación y delitos conexos. 

En esa línea los derechos fundamentales y garantías declaradas en la C.P.E. como sus valores y principios (inclusión, igualdad, dignidad, respeto, armonía, participación, entre otros) se reiteran como fundamentos y principios en la Ley Avelino Siñani y en la Ley 045.  Luego, su acatamiento y cumplimiento son de carácter obligatorio.

En consecuencia, cualesquier  disposición o acuerdo suscrito o a suscribirse entre Directores de Unidades Educativas y Juntas Escolares (u organizaciones de padres de familia equivalentes)  dirigido a suprimir, constreñir o vulnerar derechos y garantías de estudiantes con preferencia u orientación sexual diferente es inconstitucional, ilegal y constituyen ilícitos,  aunque estos acuerdos sean consentidos por los estudiantes con las características descritas, porque estas disposiciones son de orden público.  En consecuencia inalienables, indivisible, irrenunciables, imprescriptibles. 

Los autores, co-autores, encubridores, cómplices o quienes se subsuman en comisión por omisión en los delitos tipificados por el Art. 281 sexies del Cód. Penal, discriminación en razón de preferencia y orientación sexual. También fuere subsunción en los tipos penales de los Arts. 281 septies difusión o incitación […] a la discriminación y 282 octies organizaciones o asociaciones […] discriminadoras.  En el ámbito constitucional se estuviere vulnerando o en riesgo de vulneración de los Arts. 58 y sigts. Que declaran los derechos de niños y adolescentes y con carácter preferente y preeminente sus derechos y garantías a la educación, protección, desarrollo integral; por señalar algunos.  

Para el caso de las autoridades educativas que promuevan o suscriban estos acuerdos -además de subsumirse en los ilícitos descritos precedentemente- se estuvieran subsumiendo en los ilícitos de disposiciones contrarias a la Constitución y las leyes e incumplimiento de deberes, con las agravantes que de estos ilícitos emergen,  por tratarse de servidores públicos.   

A las autoridades educativas se les recuerda que son estas las garantes del cumplimiento de los derechos y las garantías.  Cualesquier convenio con ese contenido es inconstitucional e ilícito de ipso facto.   A ese efecto, EL COMITÉ NACIONAL CONTRA EL RACISMO Y TODA FORMA DE DISCRIMINACIÓN exhorta el cumplimiento de la C.P.E., la Ley Avelino Siñani y la Ley 045 de Lucha contra el racismo y toda forma de discriminación.

Finalmente, insta a las organizaciones de LGBTI u otras afines hacer prevalecer y buscar la cautela de sus derechos fundamentales, garantías y derechos protegidos por las leyes y operativizar los procedimientos que de ellas emergen; será consecuencia de la consumación o riesgo de vulneración de derechos fundamentales como en la subsunción en delitos penales por las causas objeto del presente PRONUNCIAMIENTO.   

Empero, se tendrá presente la cautela de los derechos de terceros.

(La Paz, 06 diciembre de 2017)